Ir al contenido principal

"GRACIA Y ALEGRÍA DEL ALTO GUADALQUIVIR", POR RAFAEL LAÍNEZ ALCALÁ

GRACIA Y ALEGRÍA DEL ALTO GUADALQUIVIR

                          A María Elena Gómez-Moreno


Alegre Guadalquivir,
niño de la cumplida gracia,
en su cuna de Cazorla
por sendas de pinos canta;
y ya mozo tempranero
hasta la campiña baja,
abriendo sus cauces anchos
para mejor abrazarla,
en sábanas de trigales
rubios de espigas doradas.

Bate sus alfanges rotos
al pie de las lomas altas
y va prendiendo olivares
en hilos de verde plata;
y tan flamenco discurre
por la gracia de sus aguas
que hasta los juncos le bordan
caireles de filigrana,
y los cortijos del llano
le ven pasar con nostalgia;
en besos de cal morena
le envían sonrisas blancas;
los álamos y los chopos
su despedida le cantan,
temblorosos de rumores,
por los dedos de sus ramas.

Se aleja el río soñando
y en la gloria de sus aguas,
los crepúsculos abrevan
temblor de luces doradas,
que en noches de plenilunio
fingen mantillas de plata,
cuando la luna rendida
le besa al río la espalda.

Por camino de olivares
Úbeda sus torres alza
y envuelve al río en deseos
lejanos para sus ansias,
haciéndole mil zalemas
el cristal de sus ventanas,
arroyos secos que fingen
Guadalquivires fantasmas.

Y Baeza en los balcones
de su vejez despeninada
también hace al río señas
para que suba a abrazarla;
transida de sus ayeres,
sueña que el río es la espalda
que adivinó tantas noches
asomada a las murallas
como una doncella mustia
triste de desesperanzas.

Y ya, camino de Andújar,
el río su triunfo canta
moviendo por sus orillas
sueños de plata cansada
en los cerros y en los valles
que los olivos asaltan.

Toros y caballos ruedan
alrededor de sus lanzas,
jinetes locos provocan
agrio rumor de retamas
clavando de gloria antigua
voces que en Bailén triunfaban.

Y cuando, ya en Marmolejo,
el río a Córdoba marcha,
por las tierras de Jaén
se han prendido luces claras,
estrellas de cielos limpios,
ojos y bocas serranas.

Guadalquivir tempranero,
mozo de ardida arrogancia,
sonríe, niño, en Cazorla,
en Úbeda se engalana
con las chorreras de surcos
que en sus lomas se desgajan,
en Baeza y en Andújar
sueña, rememora y canta;
y ya, con garbo de río,
lleno de experiencia y gracia,
hacia Córdoba camina
soñando en sus tierras altas.

         RAFAEL LAÍNEZ ALCALÁ

______________________________

El Guadalquivir a su paso por el Puente del Obispo, término de Baeza, en un invierno lluvioso

El poema, aparecido en 1934, ha sido recogido por Manuel Urbano Pérez Ortega en Del Guadalquivir al Tormes. Antología poética de Rafael Laínez Alcalá, Jaén, Diputación Provincial de Jaén, Instituto de Estudios Giennenses, 1999, pp. 181-183.

Entradas populares de este blog

ANTONIO MACHADO Y FEDERICO GARCIA LORCA: PALABRAS PARA UN HERMANAMIENTO

La ya larga serie de hermanamientos y homenajes que se viene celebrando en Fuentevaqueros, entre el poeta de Granada y otros poetas que comparten la patria de nuestra lengua y el común horizonte de la palabra salvadora de la poesía de abierta proyección estética e histórica, resulta una suerte de intervención, dicho en téminos arquitectónicos, en la memoria de Federico García Lorca y en la del resto de poetas hermanados. Dicha intervención, pues, habla más de nuestro comportamiento que de los poetas en cuestión, puesto que se trata de establecer por determinado tiempo una especie de identidad común que, por múltiples razones generalmente fundamentadas, consideramos necesaria. Está bien, puesto que el pasado existe en nuestro presente, que intervengamos sobre él y escribamos constantemente a modo de palimpsesto sobre la vieja página que un día la historia escribiera para decirnos a nosotros mismos y decir nuestra historia y tanto hablar de nuestro tiempo como construirlo. En este se…

AUTOBIOGRAFÍA DE ANTONIO MACHADO ESCRITA EN BAEZA EN 1913

AUTOBIOGRAFÍA DE ANTONIO MACHADO 
ESCRITA EN BAEZA EN 1913

Biografía

Nací en Sevilla el año de 1875 en el Palacio de la Dueñas. Anoto este detalle no por lo que tenga de señorial (el tal palacio estaba en aquella sazón alquilado a varias familias modestas) sino por la huella que en mi espíritu ha dejado la interior arquitectura de ese viejo caserón. En mi próximo libro hablo de él, sin más datos que mis recuerdos infantiles.
Desde los ocho a los treinta y dos años he vivido en Madrid con excepción del año 1899 y del 1902 que los pasé en París. Me eduqué en la Institución Libre de Enseñanza y conservo gran amor a mis maestros: Giner de los Ríos, el imponderable Cossío, Caso, Sela, Sama (ya muerto), Rubio, Costa (D. Joaquín —a quien no volví a ver desde mis nueve años—). Pasé por el Instituto y la Universidad, pero de estos centros no conservo más huella que una gran aversión a todo lo académico. He asistido durante veinte años, casi diariamente a la Biblioteca Nacional. En 1906 hice oposic…

BIBLIOGRAFÍA DE JOSÉ RODRÍGUEZ MOLINA RELACIONADA CON LA HISTORIA Y CULTURA DE BAEZA

José Rodríguez Molina, Profesor Titular de Historia Medieval de la Universidad de Granada, ha dedicado gran parte de su larga y profunda actividad investigadora al mejor conocimiento de la historia y cultura de Baeza, entre otros dominios de estudio históricos relacionados con Jaén, Granada y Andalucía, generales y particulares como, por ejemplo, sus estudios de frontera. De sus más de 150 estudios publicados, ofrezco la siguiente selección (para un acceso a la lista completa de sus publicaciones, véase

http://www.medievalugr.es/index.php?option=com_content&view=article&id=6:curriculum-de-jose-rodriguez-molina&catid=4:area-de-historia-medieval)


Introducción al estudio del obispado de Baeza-Jaén, según el Códice Gótico del siglo XIII de la Catedral de Jaén, Granada, 1972, 250 págs. (Inédito).

El obispado de Baeza-Jaén en la Baja Edad Media. Aspectos económico-sociales, (Resumen de Tesis Doctoral), Universidad de Granada, 1974, 40 págs.

"Patrimonio eclesiástico del obispad…