Ir al contenido principal

PABLO DE OLAVIDE (Lima, 1725 - Baeza, 1803), 'EL ZELOSO BURLADO' (VV.443-FINAL)


Continuación de
El Zeloso Burlado
Zarzuela en un acto

INTERLOCUTORES

                    
PEDRO,
caballeros de Madrid.
          
                    
CARLOS,
DON SIMÓN, tutor de Mariquita.
MARIQUITA.
GASPAR, amante de Mariquita.
NICOLASA, vieja criada de Don Simón.

(DON SIMÓN representa.)

DON SIMÓN
Dices bien; y yo por eso
estoi siempre que no paro,
y creo que a Mariquita
445
me la quitan de la mano.
NICOLASA
Eso es querer a una niña,
que tiene ligero el casco,
y no a una mujer de juicio,
reposo, y algunos años.
450
DON SIMÓN
Ya te entiendo, Nicolasa;
pero dejó dicho un Sabio
que necesitas non haber
legem, y esto es mui probado;
a mi linda Mariquita
455
es fuerza le dé la mano;
pero temo que se arrime
a soplármela algún gato,
y por eso es menester
que redobles de cuidado,
460
y más ahora, que estoi
en temor, y sobresalto.
NICOLASA
¿Y por qué?
DON SIMÓN
                    Porque estas noches
ciertas voces he escuchado
que no me han gustado mucho.
465
NICOLASA
¿Mas quáles son? ¡Declararalo!
(Canta DON SIMÓN.)
DON SIMÓN
Anoche junto al Jardín,
quando ver no se podía,
oí una voz que decía:
chi, chi, chi,
470
que aquí te espero yo,
duerme el dragón,
logra la ocasión.

(NICOLASA representa.)

NICOLASA
Yo apostaría, que eso es
un cumplido cortesano,
475
que os hacen; ¿pero quién puede
tomarse tan malos ratos?
Porque aquí no viene nadie,
ni nunca entra en nuestro quarto
una figura de Chisto,
480
sino mugeres, y gatos;
lo que, a decir la verdad,
no me sabe a manjar blanco.
DON SIMÓN
Yo tiemblo del Universo;
todo el Mundo me da enfado.
485
NICOLASA
Tenéis razón, que las mozas,
si empiezan a oler el ajo,
a Dios, se cascabelean;
y que las sujete el diablo.
(Canta.)
Quando una moza da en cascabelear,
490
ya es mui difícil de sujetar.
Ya sabes que tu casita
a los Trucos corresponde;
los Domingos, Mariquita
para oír allí se esconde,
495
y oye con tanta afición,
que se eleva de atención,
sus ojos arrojan llamas.
Yo no sé bien lo que ve allí;
pero parece sale de sí;
500
y dice assí:
esto sí es bueno,
se pone como un veneno.

(Representa DON SIMÓN.)

DON SIMÓN
Pues, amiga, ojo avizor,
y no la dejes un rato;
505
sobre todo, si columbras
aquel pícaro muchacho
aquel don Gaspar, que en casa
lo encontraba a cada paso,
y decía que iba arriba
510
a buscar a Monsieur Facho,
que le enseñaba el Francés.
Mas creo, si no me engaño,
que él pretendía enseñar
a Marica el Castellano.
515
NICOLASA
Don Gaspar, no lo creáis.
Él por otra está penando.
DON SIMÓN
¿Y por quién?
NICOLASA
                        Yo bien lo sé.
DON SIMÓN
Pero dilo.
NICOLASA
                Es escusado.
DON SIMÓN
Dímelo por sosegarme.
520
NICOLASA
Pues a mí me está adorando.
DON SIMÓN
¿A ti?, linda mermelada.
NICOLASA
¿Pues qué, fuera tan estraño?
DON SIMÓN
¿No lo ha de ser, Nicolasa,
si estás ya como un calvario?
525
¿A ti te adora?, y ya estás
con tus cinquenta al rabo.
NICOLASA
Pues ve aquí por qué las mozas
os miran siempre con asco,
porque sois muy groserote,
530
y tenéis dichos pesados.
Pues yo sé que a mí me adora.
DON SIMÓN
Esto ahora no es del caso;
lo que importa, Nicolasa,
es llevarla con cuidado;
535
y sobre todo, si vienen
esos mozuelos tapados,
que no los vea; que siempre
vaya con los ojos bajos;
y a ellos ponles una cara
540
de Turco para espantarlos.
NICOLASA
Sobre eso, fías en mí,
que como lleguen morlacos,
yo cuidaré que no hablen
más que conmigo.
DON SIMÓN
(Aparte.)              Pues vamos.
545
NICOLASA
Pero porque a Mariquita
no espantéis, es necesario
no ser tan duro con ella;
que la habléis más dulce, y blando,
y procuréis parecer
550
amable a sus pocos años;
pero esto es lo más difícil.
DON SIMÓN
¿Cómo difícil?
NICOLASA
                       Si quando
la habláis es con aspereza,
¿no la ha de dar esto enfado?
555
DON SIMÓN
No lo entiendes: lo primero,
que siempre es bueno, y es santo
el hacerse respetar;
lo segundo, que he criado
de tal modo a Mariquita,
560
que se me viene a la mano;
es una cera mui blanda,
en que la impresión estampo;
le persuado lo que quiero,
y es dócil a mis mandatos.
565
NICOLASA
Os parece.
DON SIMÓN
                   Aunque es tan linda
en superlativo grado,
la he persuadido que es fea;
que sólo el verla causa asco,
y ella lo tiene creído;
570
mira lo que en ella mando.
NICOLASA
¿Que lo cree? Linda frescura;
aunque vos seas tan sabio,
me parece que ella sabe
más con su aire mogigato.
575
¿Quién puede creer esas cosas?
A mí, que me estáis hablando,
si me dijerais lo mismo,
creyera que era por chasco;
cada qual, señor, se estima.
580
DON SIMÓN
Pero no nos detengamos,
porque ha quedado encerrada,
y puede aburrirse; vamos,
traigámosla, que es preciso
aflojar de quando en quando
585
al arco la cuerda; pero
ten, Nicolasa, cuidado,
no te descuides ni un punto.
Cojámosle los dos lados,
y que ni a su ropa llegue
590
de los hombres el contacto.

(Vanse, y sale GASPAR, y CARLOS.)

GASPAR
Yo no comprendo estas cosas;
aquí hai algún grande arcano.
CARLOS
Hai mil motivos que pueden
haber esto ocasionado.
595
GASPAR
¡Pero venirse los dos
sin traerla! ¡Cielo Santo!
CARLOS
Presto vendrán, pues su casa
está en este mismo barrio.
GASPAR
Yo quiero ir a ver lo que es.
600
CARLOS
Más vale esperar un rato.
Si vienen, no tardaran,
y entretanto sosegaos.
GASPAR
¡Sosegaos! Es más fácil
decirlo, que practicarlo.
605
El corazón en el pecho
se me está haciendo pedazos.
(Canta.)
¡Ai qué tormento!
Es un martirio,
mi pena pasa a delirio,
610
mi pecho tiembla,
todo me asusta,
todo me inquieta.
Yo me atormento,
yo me impaciento,
615
mi mal se irrita,
mi alma palpita.
¿Qué podré hacer?
Ya desespero,
pronto me muero,
620
¿qué podré hacer?

(GASPAR representa.)

Amigo, ya tardan mucho,
y voi a ver...
CARLOS
                    Esperaos,
que me parece que vienen.
Ellos son.
GASPAR
                 ¡Cielo sagrado!
625
Y Mariquita también.
De gozo estoi que no paro.
Escondámonos, amigo.
No nos vez este malvado.

(Escóndense, y salen DON SIMÓN, NICOLASA y MARIQUITA, a quien los dos traerán en medio, mui pegados a ella.)

DON SIMÓN
Vamos hija, que tus ojos
630
vayan al suelo clavados,
que en las doncellas es cosa
mui necesaria el recato.
Nicolasa, alerta, alerta,
aprieta bien por tu lado;
635
pero miren la muchacha,
que saca los pies del saco.
¿No oyes que bajes los ojos?
¿Pues por qué te andas mirando?
MARIQUITA
¿Pues qué, no me habéis traído
640
sino a mirar mis zapatos?
DON SIMÓN
No te me hagas respondona;
a ver la fiesta te traigo;
pero no más que la fiesta,
que en las mozas es mui malo
645
ver a nadie; sobre todo,
(Dios nos tenga de su mano)
ver la cara de los hombres.
¿Que es verla? Ni imaginarlo.
Pero mira, Nicolasa,
650
repara cómo se ha aseado,
qué pañuelo tan limpito;
vamos, que esto está muy guapo.
Dime, pues: ¿por qué motivo
te has compuesto, y adornado
655
con esas flores? Pues, ya
te estarás imaginando
parecer bien; pero, tonta,
¿no sabes que eres un trasgo,
y que todos los adornos
660
sólo pondrán más en claro,
que eres fea, y horrorosa?
Escúsate ese trabajo.
MARIQUITA
Señor, vos siempre me estáis
diciendo tantos agravios.
665
Si soi fea, no es mi culpa,
y por esto me he adornado.
¿Pero qué tengo tan feo?
DON SIMÓN
Todo, todo es adequado.
MARIQUITA
Señor, pues vos lo decís,
670
será así; mas sin embargo...
DON SIMÓN
¿Sin embargo? ¿Qué no basta (Remedándola.)
que yo te lo diga claro?
¿No viste que ahora viniendo,
los que te iban encontrando
675
se ponían a hacer gestos,
y que seguían tus pasos?
MARIQUITA
Es verdad, señor; yo he visto
que os seguían los muchachos;
pero los que eran ya grandes
680
tras mí venían andando.
DON SIMÓN
Ola, ¿te quieres burlar?
MARIQUITA
Jesús, ¿yo tal desacato?
NICOLASA
No, señor; esto es verdad;
yo por mí lo he reparado;
685
y quando salgo con ella,
vienen tras mí tres, o quatro.
MARIQUITA
Por cierto linda carita,
lindo gesto, y lindo garvo
para arrastrar los amantes.
690
DON SIMÓN
¿Los amantes? ¡Qué vocablo!
¿Qué es un amante?
MARIQUITA
                                 No sé;
pero acá me he figurado,
que esto de amante será
una cosa así como algo,
695
que no hallará tan fea.
DON SIMÓN
¿Y dónde has oído nombrarlo?
MARIQUITA
En ninguna parte.
DON SIMÓN
                             ¿Cómo?
MARIQUITA
Es que me acuerdo de quando
Nicolasa recibía
700
a un primo suyo en su quarto,
y le solía decir
quando le hacía agasajos:
¡Ay mi querido! ¡Mi amante!
Ven aquí, dame otro abrazo.
705
NICOLASA
Calla, niña, que no sabes
lo que te estás aí hablando.
DON SIMÓN
¡Santo Dios! ¿No es don Gaspar
el que allí miro de lado?
No quiero que ella lo oiga,
710
porque dice aquel adagio:
no dispertar a quien duerme,
y es preciso consultarlo
con Nicolasa; mas ya
con el remedio he encontrado.
715
Oye, ven aquí a este puesto,
que está solo, y retirado.

(La lleva a un lado del tablado.)

Mientras hago aquí un negocio,
cuenta, que te estoi mirando,
no menees la cabeza,
720
que si la mueves a un lado,
te vuelvo a llevar a casa,
y en el encierro te encajo.

(Se va a hablar con NICOLASA.)

MARIQUITA
¡Ai mi Dios! Que a don Gaspar
aún no he visto. ¡Cielo Santo!
725
¡Pobre de mí, si no logro
salir hoi de estos tiranos!
DON SIMÓN
Nicolasa, Nicolasa,
yo no sé si me he engañado;
pero creo que acia allí
730
vi a don Gaspar; esto es malo,
que yo recelo que este hombre
tenga designio; y si acaso...
(Baja la voz y prosigue hablándole en secreto, y bolviendo la cabeza de quando en quando, para ver si está allí MARIQUITA.)
MARIQUITA
¿Qué será lo que consulta
el viejo dragón? ¡Ai!, ¿quándo
735
saldré de su tiranía?
¿Y quándo querrán los hados
que con don Gaspar me vez?
Yo es cierto que mucho le amo;
pero fuera de esto, debo
740
al amor que me ha mostrado
estar mui agradecida;
porque siendo fea, tanto
como dice mi tutor,
es favor, gran agasajo,
745
el que me hace con quererme;
pero bien que se lo pago,
porque a mí me gusta mucho.
¡Jesús!, no puedo explicarlo.
(Canta.)
Con mi esposito al lado
750
mui contenta estaré;
con mi Gaspar amado
hoi mismo me veré.
Me parece que un rayo
me pasa el corazón,
755
de gusto me desmayo,
pensando que mui presto
su esposita seré.

(DON SIMÓN representa.)

DON SIMÓN
Pues bien, Nicolasa, corre,
examina bien el campo,
760
y buelve con el aviso.
NICOLASA
Veréis que buelvo volando. (Vase.)
DON SIMÓN
Si mejor es que la lleve
a casa, que el sobresalto
me tiene fuera de mí;
765
y en la duda, lo más sano
es evitar el peligro.
Ella tendrá este Chasco;
pero con dos lagrimitas
está todo remediado,
770
y yo sabré contentarla
en pasándole la mano.
Vamos a probarla un poco.
Mariquita, yo estoi malo.
(Se llega a ella.)
Tengo no sé qué, y conozco
775
que el sereno me hace daño;
me harás gran fineza, si
quieres que a casa bolvamos.
MARIQUITA
¿Bolvernos? ¿Pues fuera bueno
que yo que estoi todo el año
780
metida en casa, una vez
que por Jubileo salgo
a ver los Fuegos, me fuera
antes de haber empezado?
DON SIMÓN
No, amiga, que a tu recato
785
no conviene estar metida
entre hombres, y aquel ruidazo
antes me pondrá peor;
así, vamos, hija, vamos,
que yo te divertiré,
790
leyéndote algún pedazo
de Don Quijote, y te haré
traer un besugo empanado.
A casa, pues, Mariquita.
MARIQUITA
En eso estaba pensando.
795
DON SIMÓN
¿Cómo que no? Bueno es eso.
¿No harás lo que yo te mando?
MARIQUITA
No me han de arrancar de aquí,
aunque vinieran con garfios.
DON SIMÓN
Y tú tienes la osadía...
800
¡Santo Dios, yo estoi pasmado!
MARIQUITA
Pues yo no he de ir.
DON SIMÓN
                                No sé
quién me detiene la mano.
¿No quieres obedecerme?
MARIQUITA
No.
DON SIMÓN
        ¿Y con ese descaro
805
a responderme te atreves?
MARIQUITA
No tengo otro.
DON SIMÓN
                         ¡Cielo Santo!
¿Quién te ha hecho tan insolente?
MARIQUITA
Es que no puedo aguantaros.
DON SIMÓN
Pues bien te abandonaré.
810
MARIQUITA
Miren qué grande trabajo.
DON SIMÓN
No me casaré contigo.
MARIQUITA
Perderé bravo regalo.
DON SIMÓN
Te quedarás para Tía,
y llevarás un buen chasco.
815
MARIQUITA
Sí, sí.
DON SIMÓN
          ¿Qué quieres decir?
MARIQUITA
Que quizás habrá algún Santo
que quiera hacer la buena obra.
DON SIMÓN
¿Qué es lo que estoi escuchando?
¿Muger, cómo esas palabras
820
pueden salir de tus labios?
MARIQUITA
Señor Tutor, ya no puedo
sufrir vuestros malos tratos.
Estoy para rebentar, (Llorando.)
y aquí mismo me está dando
825
gana de gritar a todos,
decirles que sois tirano,
que me tenéis encerrada,
que de hambre me estáis matando,
y pedir por caridad
830
me saquen de vuestras manos.
DON SIMÓN
¿Mariquita, tú harás esto?
¿Quieres perderme? ¿Y que ambos
seamos de todos la risa?
MARIQUITA
Ya tengo el pecho apretado;
835
y los gritos, y alaridos
se me vienen sin llamarlos.
DON SIMÓN
Pues detenlos, Mariquita,
que fuera feo; (esto se malo, (Aparte.)
y es preciso suavizarla.)
840
Vamos, sosiégate, vamos.
Ven acá.
MARIQUITA
                Déjeme usted
DON SIMÓN
Hija, escucha, y haste cargo,
de que si te riño, es solo
por tu bien.
MARIQUITA
                    Viváis mil años.
845
DON SIMÓN
Y ahora quiero perdonarte
las locuras, y disparos;
con tal de que en adelante
seas dócil.
MARIQUITA
                  Como antoaño.
DON SIMÓN
Y te daré los consejos
850
con tal suavidad mezclados,
que miscuit utile dulci
dirás al oírlos tan blandos.
MARIQUITA
Yo no quiero vuestros dulces,
que también serán amargos.
855
DON SIMÓN
Te daré mas libertad;
vendrás a pasear al Prado.
MARIQUITA
¡Ai, que allí está don Gaspar (Aparte.)
con un papel en la mano!
DON SIMÓN
Y a la Comedia también.
860
MARIQUITA
Y me hace señas que importa (Aparte.)
el que yo lo lea.
DON SIMÓN
                           Hagamos
las paces, Mariquita mía.
Vamos presto.
MARIQUITA
                         Es necesario (Aparte.)
fingir el que me apaciguo,
865
por ver si algún modo hallo,
y que maliciar no pueda.
DON SIMÓN
Vayan fuera los enfados.
Vida nueva.
MARIQUITA
                    Ya os entiendo.
Sí, sí, vos queréis burlaros.
870
DON SIMÓN
No, hija mía, te lo juro.
Verás que mejor te trato,
y que he de ser ya contigo
miel, dulzura, y agasajo.

(Dúo.)

DON SIMÓN
Tú serás la señorita,
875
y se hará tu voluntad.
MARIQUITA
Sí, sí, sí, ¡qué falsedad!
DON SIMÓN
Créeme a mí.
MARIQUITA
Como hasta aquí.
DON SIMÓN
No; ya es bien te satisfaga.
880
MARIQUITA
Dadme prueba.
DON SIMÓN
¿Qué quieres que haga?
MARIQUITA
Pedidme perdón.
DON SIMÓN
                            ¿Perdón?
MARIQUITA
Sí, perdón.
DON SIMÓN
                   Ella chancea.
Pues bien, perdón,
885
como un badea.
MARIQUITA
De rodillas ha de ser.
DON SIMÓN
Eso no.
MARIQUITA
Pues no me habléis desde hoi.
DON SIMÓN
Ya lo estoi. (Se pone de rodillas.)
MARIQUITA
                   ¡Ai, don Gaspar!
890

(Sale GASPAR por detrás de DON SIMÓN, y en frente de MARIQUITA, enseñándola un papel.)

GASPAR
Chi, chi, chi.
MARIQUITA
                    Ahora no.
DON SIMÓN
Ya basta.
MARIQUITA
                Besad el suelo.
GASPAR
Escuchad.
MARIQUITA
                 Ahora no puedo.
DON SIMÓN
¡Eh! ¿Qué hai?

(Oyendo el ruido, porque MARIQUITA le habrá hecho inclinar la cabeza al suelo.)

MARIQUITA
                          Aún más, aún más.
Tres veces besad el suelo.
895
DON SIMÓN
Fuerza es darle este consuelo.
MARIQUITA
Tres veces mui bien, mui bien.

(Mientras DON SIMÓN besa tres veces el suelo, GASPAR le da por detrás el papel.)

DON SIMÓN
¡Ah, ah, ah, quánto es bufona!
MARIQUITA
Ah, ah, ah, pues ya os perdono.
GASPAR (15)
Viejo mono, te engañé.
900

(A dúo.)

Ya esta vez te la clavé,
y otra vez te la pegaré.

(Sale NICOLASA.)

NICOLASA
¿Qué es esto? ¡Misericordia!
¿Qué es lo que veo? ¡Mi amo
hincado, y a Mariquita
905
le está las plantas besando!
DON SIMÓN
Ai, querida Nicolasa,
éstos son de amor milagros;
pero oye, que quiero hablarte.
Espérate tú aí un rato. (A MARIQUITA.)
910

(Se vuelven a apartar para hablar en secreto.)

Pues, ¿qué has visto?
NICOLASA
                                  Señor, nada.
He corrido todo el Prado,
no obstante de que el gentío
es tanto, que me ha costado
poder romper, mui gentiles
915
estrujones, y porrazos;
mas no he visto a don Gaspar.

(DON SIMÓN vuelve los ojos de tiempo en tiempo para ver a MARIQUITA.)

DON SIMÓN
Pues aquí hai gato encerrado,
por que sin duda...
(Continúa hablando en secreto a NICOLASA.)
MARIQUITA
                              El papel,
gracias a Dios, ya le guardo.
920
¿Pero cómo podré leerle,
si este dragón desvelado
no aparta de mi sus ojos?
Pero ayúdeme un engaño,
para probar si con él
925
puedo pegarle el parchazo.
Nicolasa, que me muero,
¡ai, Jesús, que me desmayo!
DON SIMÓN
¿Pues qué es esto, Mariquita?
MARIQUITA
No sé lo que es; pero me hallo
930
mui mala... ¡Ai, Dios!, yo me muero.
DON SIMÓN
El sereno te ha hecho daño,
como a mí; vámonos, hija.
MARIQUITA
Ai, no puedo dar un paso.
DON SIMÓN
¿Pero aquí qué hemos de hacer,
935
estando en tal desamparo?
NICOLASA
Esperaos, que yo quiero
aflojarle algo los lazos.
DON SIMÓN
¿Mujer, estás en tu juicio,
pues aquí en lo descampado,
940
donde alguien puede pasar,
quieres descubrir encantos
que reservo para mí,
y de todo el mundo tapo?
No toques ese pañuelo,
945
que te quemaré las manos.
NICOLASA
¿Pues queréis que aquí se muera?
¿Y no la hemos de hacer algo?
MARIQUITA
Por caridad que me traigan
un médico, o Cirujano.
950
NICOLASA
Es preciso que os vayáis
a la Botica bolando,
y pidáis algún remedio
bueno para los desmayos.
DON SIMÓN
¿Que yo vaya a la Botica?
955
¿Bárbara, estás delirando?
¿Pues cómo la he de apartar
de mi vista en este campo,
y más quando sé que está
aquel gazapo rondando?
960
NICOLASA
¿Pero la hemos de dejar
morir sin ningún reparo?
¿La Botica no está cerca?
¿Y aunque fuera el viaje largo,
no soi yo mui buen lebrel
965
para espantar el gazapo?
DON SIMÓN
¡Ai, mi Dios!, jamás me vi
en tan terrible trabajo.
Anímate, Mariquita,
ya sabes que quatro pasos
970
está de aquí nuestra casa.
MARIQUITA
¡Jesús, ya me va faltando
el aliento! Ya me muero.
NICOLASA
¿Qué señor, no sois Christiano?
Id por Dios, y no tardéis,
975
que esto va mui apretado,
y los instantes importan.
DON SIMÓN
Ello es fuerza; voi volando,
pero por Dios ningún hombre
se le acerque, ten cuidado;
980
y como quando yo buelva
me entregues su cuerpo intacto,
te ofrezco, que quatro reales
aumentaré tu salario. (Vase.)
NICOLASA
Vamos, Mariquita, deja
985
que yo te afloje los lazos
MARIQUITA
No es menester, me parece
que más desahogada me hallo.
NICOLASA
Ola, ¿ya el mal te pasó?
MARIQUITA
Tal vez habrá sido un flato,
990
que sabes que pasa presto.
NICOLASA
No me huele bien este ajo.
MARIQUITA
Pero ahora que estamos solas,
sabe que aquí me he encontrado
un papel, y el sobrescrito
995
es para ti; y como tu amo
es tan raro, no he querido
lo viese, y te lo he guardado
para dártelo a escondidas.
NICOLASA
¿Papel para mí? Veamos.
1000
(Abre el papel, y hace como que le lee.)
MARIQUITA
Como ella no sabe leer,
este artificio he fraguado.
Sí, sí. ¿Parece que tienes
quien te escriba de tapado?
NICOLASA
Pues léelo, para que veas
1005
que no tiene nada malo.
Pero también quiero oírlo,
léelo, pues, y que sea en alto.
MARIQUITA
No puedo leerlo corriente,
sin primero deletrearlo;
1010
y así deja que en mí misma
lo repase de antemano.
(Lee.)
«Importa que a ese dragón
»alejes con un engaño.
»Yo estaré siempre a la mira.
1015
»¡Hazme seña de que llegue,
»con un pañuelo en la mano!»
NICOLASA
¿Mas vamos, qué es lo que dice?,
que de impaciencia no paro.
MARIQUITA
Oye, pues: Mi Nicolasa,
1020
yo te estoi idolatrando;
pero ese ruin don Simón
me ataja todos los pasos;
por eso esta noche quiero
arrancarte de sus manos.
1025
NICOLASA
Sí, sí, de estos papelitos
recibo yo a cada paso.
Y ya había conocido,
que ese don Gaspar prendado
está de mis perfecciones.
1030
Por cierto es mui buen muchacho,
siempre me ha gustado mucho.
Pero dí, ¿el que va pasando
por allí, no es él?

(Atraviesa GASPAR por el fondo del Teatro.)

MARIQUITA
                             Sí, él mismo,
NICOLASA
Yo bien quisiera llamarlo,
1035
mas tengo como vergüenza;
me está el corazón faltando,
y me ha dado no sé qué,
como así que me desquajo.
No obstante, quisiera verle.
1040
Mira, hazme tú este agasajo:
llámalo, y porque no vez
mi pudor y sobresalto,
me pondré detrás de ti,
y háblale por mí un rato,
1045
mientras que yo me sosiego.
MARIQUITA
Pues fuera gracioso caso:
¿quieres que sea alcahueta?
NICOLASA
Es oficio mui honrado,
y los amigos se sirven.
1050
MARIQUITA
Sólo por servirte lo hago.
Pero ya sobra el pañuelo,
pues puedo llamarlo, y alto.
Señor don Gaspar, oíd.

(Se llega GASPAR.)

GASPAR
Aquí estoi para adoraros.
1055
MARIQUITA
Disimulad por un poco. (Aparte.)
NICOLASA
Señor viváis muchos años.
MARIQUITA
Pero a mí me parecía
que era mejor escaparnos,
porque si mi Tutor vuelve...
1060
GASPAR
Ese temor es mui vano,
que quando vuestro Tutor
salió, fueron unos cuantos
amigos con el designio
de detenerle los pasos;
1065
y quando el remedio traiga,
hallará mil embarazos
que venir le impedirán.
MARIQUITA
Con todo eso, estoi temblando.
GASPAR
Vamos, pues, y mi fortuna,
1070
ni un punto la difiramos.
NICOLASA
Cierto, señor don Gaspar
que tenéis tan fuertes garfios
para agarrar a las gentes,
que un corazón... como un... mármol...
1075
Responde, niña por mí, (A MARIQUITA.)
que la fuerza del alago
me embaraza la expresión.
MARIQUITA
¿Quieres que le diga algo
para explicarle tu afecto?
1080
NICOLASA
Sí, sí.
MARIQUITA
          Pues escucha.
NICOLASA
                                 Vamos.
MARIQUITA
(Canta.)
Mi pecho insensible
creyó que al pudor
le era mui posible
huir del amor.
1085
En la indiferencia
yo lograba estar
sin ansia, ni ardor,
pena, ni dolor;
y así todavía
1090
me debiera hallar;
mas vi a don Gaspar,
y mi alma sensible
conoce en su ardor
el que es imposible
1095
huir del amor.

(NICOLASA representa.)

NICOLASA
Figúrese usted, señor,
que soi yo quien le ha explicado.
MARIQUITA
Cuidado, porque ella piensa (Aparte.)
que la estáis enamorando,
1100
y no la desengañéis.
NICOLASA
Prosigue, pues, en hablarlo.
GASPAR
Me tienen muerto de amor
vuestros divinos encantos.
MARIQUITA
Ya ves que a ti sola pueden
1105
dirigirse estos alagos.
NICOLASA
Sí, sí, que me gustan mucho;
prosigue, que va de pasmo.
GASPAR
En premio de mis finezas,
dadme siquiera la mano.
1110
MARIQUITA
Tomadla, y con mucho gusto.
¿He hecho bien?
NICOLASA
                           Es un encanto.
GASPAR
Pues bien, buélvemela a dar.
MARIQUITA
Con grande placer.
NICOLASA
                               No tanto,
que esto es mucho, Mariquita,
1115
y harás que me dé un desmayo.
GASPAR
Pero en fin, no es conveniente
el que aquí el tiempo perdamos,
y es preciso que yo saque
a la persona que amo
1120
de mano de este brutal.
NICOLASA
Pues id a hablar a mi amo,
decidle que me queréis.
GASPAR
Ése es un gran mentecato,
no quiero nada con él,
1125
y el medio mejor que hallo,
es llevaros desde aquí,
y de sus manos sacaros.
MARIQUITA
¡Sacaros! ¡Ai Nicolasa!
Esto me parece malo;
1130
es ofender el pudor.
NICOLASA
Mocosa, cierra los labios,
que hai casos en que el sacar
se puede hacer sin reparo;
pero esto tú no lo entiendes,
1135
que tienes mui pocos años.
GASPAR
¿Pues bien, qué determináis?
NICOLASA
Aquí me lo estoi rumiando,
que esto del sacar no deja
de darme gran sobresalto.
1140

(Trío.)

NICOLASA
¡Qué!, venirme a sacar.
MARIQUITA
¡Venirla a sacar!
NICOLASA
Ya me suben los vapores.
GASPAR
Bien, bien.
MARIQUITA
Ai, ai.
1145
NICOLASA
¿Mas qué se diría?
GASPAR
Que esto es por su bizarría;
muchas así quieren salir,
y no lo pueden conseguir.
NICOLASA
Mi pudor se debe espantar.
1150
GASPAR
Pues bien, os permito gritar.
NICOLASA
Pero me pueden oír.
MARIQUITA
Y nos vendrán a perseguir.
GASPAR
Gritaréis sin hacer rumor,
por cumplir con el honor.
1155
NICOLASA Y MARIQUITA
Pues en fin lo que se ha de hacer,
es mejor presto resolver.
Vámonos, pues,
partamos ya sin dilación,
antes que buelva don Simón.
1160

(Los tres.)

Alón, alón, vamos a huir del dragón.

(NICOLASA representa.)

NICOLASA
Pues bien, ya me determino;
vamos, y quede entretanto
Marica aquí para hacer
tragar la píldora a mi amo.
1165
GASPAR
No, amiga, que Mariquita
debe venir, y yo hallo,
que es mejor, que vos le hagáis
tragar este vaso amargo.
NICOLASA
¿Pues no es a mí a quien sacáis?
1170
GASPAR
No, hermosísimo milagro,
que es a Mariquita.
NICOLASA
                                ¡Ai Cielos!
¿Con que de mí se han burlado?
MARIQUITA
Pero imagina también
que en tu nombre yo me salgo.
1175
NICOLASA
¡Ha, pícaros! ¡Ha traidores!
Señor, Señor.

(Sale precipitado DON SIMÓN con un vaso, y agarra por la mano a MARIQUITA.)

DON SIMÓN
                        Ve aquí el vaso.
¿Pero qué es esto? ¡Ah, taimada!
¿Querías pegarme chasco?
¿Qué hacéis vos aquí, traidor? (A GASPAR.)
1180
Ya verás lo que te guardo.
NICOLASA
Ya se escapaban los dos,
se iban, si no los atajo.
DON SIMÓN
¡Ah, cocodrilo! ¡Serpiente! (A MARIQUITA.)
Tú me estabas lisonjeando
1185
para engañarme mejor;
pero ya estás en mis manos,
y ahora, ahora lo verás.
GASPAR
Señor don Simón, despacio.
Ved que aquí no deben darse
1190
gritos tan descompasados,
y habéis de quedar mui mal.
Vos no pondréis embarazo
a nuestra boda que ansiosos
estamos deseando ambos;
1195
y os será entonces preciso
soltar hasta el postrer quarto
de la herencia de su padre.
Mejor partido os allano.
Yo para vivir con ella,
1200
a Dios gracias, tengo harto.
Si consentís en la boda
sin oponernos, os hago
del tercio de su caudal,
con su permiso, un regalo.
1205
DON SIMÓN
Este artículo es mui bueno,
merece reflexionarlo.
¿Ni cómo, queriéndose ellos,
puedo poner embarazo?
Que se casen en buen hora,
1210
o que se los lleve el diablo.
GASPAR
Señor don Simón, mil gracias.
MARIQUITA
Ahora es que del diablo salgo.
NICOLASA
Porque veáis que os estimo,
si pretendéis despicaros,
1215
señor, de una mocosuela,
aquí os ofrezco mi mano.
DON SIMÓN
¡Que a un hombre como soi yo,
tan prodigioso, y tan sabio,
le haya jugado esta pieza
1220
una niña de quince años!
Mi afición, y mi cariño
lindamente me ha pagado.
(Canta DON SIMÓN.)
Ve aquí, pues, el don que me haces.
Así mi amor satisface.
1225
¡O mores! ¡O tempora!
TODOS
Ah, ah, ah.
NICOLASA
Ve aquí, pues; éste es el pago
de mi fineza, y alago;
pero amor me vengará.
1230
TODOS
Ah, ah, ah.
MARIQUITA
Yo soi tan tonta, tan fea,
que de mí salir desea,
y es para él un gran favor.
TODOS
Oh, oh, oh.
1235
GASPAR
Mui bonita es Mariquita;
pero la Nicolasita
es retrato del amor.
TODOS
Oh, oh, oh.
NICOLASA
Olvidad a una mocosa,
1240
para dejarla embidiosa.
DON SIMÓN
Sí, yo olvido una mocosa,
para dejarla embidiosa.
NICOLASA
Casémonos.
DON SIMÓN
                     Sic volo.
TODOS
Oh, oh, oh.
1245
NICOLASA Y DON SIMÓN
Que una fiesta se prepare,
que mi fino amor declare.
NICOLASA
Esa mano ven acá. (Se dan la mano.)
DON SIMÓN
Allá, Nicolasa, va.
GASPAR
Mariquita, toca aquí. (Se dan la mano.)
1250
NICOLASA
Don Gaspar, no estoi en mí.
LOS CUATRO
Que se cante, que se cante
en honor de mi ansia amante,
pues que con este himeneo
mi amor logrado se ve.
1255

(Vanse los cuatro.)

CARLOS
Qué alegre va don Gaspar.
PEDRO
¿Quién, amigo, no ha de estarlo
quando dichoso consigue
a la que está idolatrando?
CARLOS
Pues también acia acá viene
1260
don Pedro mui consternado.
PEDRO
¿Si ésta será otra aventura?
CARLOS
Lo será, si no me engaño,
que viene muy pensativo.
PEDRO
Pues observemos sus pasos.
1265

(Sale DON PEDRO, haciendo extremos, y empieza la Tonadilla.)

DON PEDRO
Pobre del que se enamora
de la que una vieja guarda.
En mí está la prueba,
pues por ver a Juana,
sufro la peor vieja,
1270
que estorva en España.
Pobre del que se enamora, etc.

(Sale DON JULIO.)

DON JULIO
¡Siempre lamentarse!
¡Siempre suspirar!
¿Dudas de mi maña,
1275
o de mi amistad?
DON PEDRO
Yo de nada dudo;
pero tú verás
que el diablo, y mi vieja
son uno no más.
1280
DON JULIO
No importa, yo quiero
irla a enamorar,
porque la más vieja
es la más mollar.
DON PEDRO
Es la más astuta
1285
del gremio viejal,
y por más que finjas
no la engañarás.
DON JULIO
No importa, yo quiero
irla a enamorar.
1290
DON PEDRO
Si mal no me engaño,
allí vienen ya,
y empieza la vieja
a brujulear.
DON JULIO
No importa yo quiero
1295
irla a enamorar.

(Se retiran, y sale la TÍA, y la SOBRINA.)

TÍA
El mundo está trastornado,
sólo maldades encierra.
Niña, los ojos en tierra,
y el semblante mesurado.
1300
El siglo pasado,
si un hombre decía,
que bien nos quería,
ya estaba casado.
Pero ahora han tomado
1305
la maldita moda
de no hablar de boda
en ningún estrado.
Sólo maldades encierra,
el mundo está trastornado.
1310
DON JULIO
¡O quán impaciente estaba
de bolver, señora, a veros!
TÍA
Chi, chi, bajo; chi, chi, quedo,
no comprenda mi sobrina
lo mucho que a usted le debo.
1315
DON PEDRO
Dicha tan inesperada
la consigo, y no la creo.
SOBRINA
Chi, chi, bajo;
chi, chi, quedo,
que lo atisba mi tía,
1320
dimos con todo en el suelo.
TÍA
Digo, Juanita.
SOBRINA
Tía.
DON PEDRO
       Demonio. (Escondiéndose.)
DON JULIO
                        Oídme.
TÍA
Parece que no entiendes
lo que te dicen.
1325
SOBRINA
Tía, no haya usted miedo
que se me olvide.
DON JULIO
No haya usted miedo
que se le olvide.
Permitid que me dedique
1330
a ser un criado vuestro.
TÍA
Chi, chi, bajo;
chi, chi, quedo,
que sin casar a Juanita,
tomar estado no puedo.
1335
DON PEDRO
Yo no deseaba otra cosa
que lograr tan dulce empleo.
SOBRINA
Chi, chi, bajo;
chi, chi, quedo,
que si mi tía lo entiende,
1340
se pondrá como un veneno.
TÍA
Digo, Juanita.
SOBRINA
Tía.
DON PEDRO
       Demonio.
DON JULIO
                       Oídme.
TÍA
Parece que no entiendes
lo que te dicen.
1345
SOBRINA
Tía, no haya usted miedo
que se me olvide.
DON JULIO
No haya usted miedo,
que se le olvide.
Aquí hay para Juana novio.
1350

(Presenta a DON PEDRO.)

DON PEDRO
Dichoso, si os la merezco.
TÍA
Chi, chi, al punto.
TODOS
Sí, sí, luego.
TÍA
Pues casémonos nosotros.
DON JULIO
Señora, no soi soltero.
1355
TÍA
¡O siglo de hombres falsos!
DON JULIO
En todos los ha habido.
TÍA
Ya no hai fe, ni palabra.
LOS TRES
Siempre escasas han sido.
TÍA
Antes eran atentos.
1360
DON JULIO
Con las de veinte y cinco.
TÍA
Pues yo poco más tengo.
LOS TRES
Lo poco es medio siglo.
TÍA
Mentís.
LOS TRES
¡Ah, ah, ah, ah, qué risa!
1365
TÍA
Mentís.
LOS TRES
¡Ah, ah, ah, ah, qué lindo!
TÍA
Todo está intolerable,
todo está pervertido.
LOS TRES
Todo está como estaba;
1370
pero usted ha envejecido
TÍA
Mentís.
LOS TRES
¡Ah, ah, ah, ah, qué risa!
TÍA
Mentís.
LOS TRES
¡Ah, ah, ah, ah, qué lindo!
1375
DON JULIO
Deje correr el mundo,
que siempre será el mismo.
No le pida a el Invierno
los frutos del Estío.
LOS TRES
No le pida al Invierno
1380
los frutos del Estío.

FIN



Entradas populares de este blog

AUTOBIOGRAFÍA DE ANTONIO MACHADO ESCRITA EN BAEZA EN 1913

AUTOBIOGRAFÍA DE ANTONIO MACHADO 
ESCRITA EN BAEZA EN 1913

Biografía

Nací en Sevilla el año de 1875 en el Palacio de la Dueñas. Anoto este detalle no por lo que tenga de señorial (el tal palacio estaba en aquella sazón alquilado a varias familias modestas) sino por la huella que en mi espíritu ha dejado la interior arquitectura de ese viejo caserón. En mi próximo libro hablo de él, sin más datos que mis recuerdos infantiles.
Desde los ocho a los treinta y dos años he vivido en Madrid con excepción del año 1899 y del 1902 que los pasé en París. Me eduqué en la Institución Libre de Enseñanza y conservo gran amor a mis maestros: Giner de los Ríos, el imponderable Cossío, Caso, Sela, Sama (ya muerto), Rubio, Costa (D. Joaquín —a quien no volví a ver desde mis nueve años—). Pasé por el Instituto y la Universidad, pero de estos centros no conservo más huella que una gran aversión a todo lo académico. He asistido durante veinte años, casi diariamente a la Biblioteca Nacional. En 1906 hice oposic…

BIBLIOGRAFÍA DE JOSÉ RODRÍGUEZ MOLINA RELACIONADA CON LA HISTORIA Y CULTURA DE BAEZA

José Rodríguez Molina, Profesor Titular de Historia Medieval de la Universidad de Granada, ha dedicado gran parte de su larga y profunda actividad investigadora al mejor conocimiento de la historia y cultura de Baeza, entre otros dominios de estudio históricos relacionados con Jaén, Granada y Andalucía, generales y particulares como, por ejemplo, sus estudios de frontera. De sus más de 150 estudios publicados, ofrezco la siguiente selección (para un acceso a la lista completa de sus publicaciones, véase

http://www.medievalugr.es/index.php?option=com_content&view=article&id=6:curriculum-de-jose-rodriguez-molina&catid=4:area-de-historia-medieval)


Introducción al estudio del obispado de Baeza-Jaén, según el Códice Gótico del siglo XIII de la Catedral de Jaén, Granada, 1972, 250 págs. (Inédito).

El obispado de Baeza-Jaén en la Baja Edad Media. Aspectos económico-sociales, (Resumen de Tesis Doctoral), Universidad de Granada, 1974, 40 págs.

"Patrimonio eclesiástico del obispad…

JOSÉ LUIS MORALES, PREMIO ANTONIO MACHADO EN BAEZA 2016

José Luis Morales gana el XX Premio Internacional de Poesía Antonio Machado con 'Gracias por su visita' Por EUROPA PRESS
BAEZA (JAÉN)|14/09/2016 - 15:50 José Luis Morales gana el XX Premio Internacional de Poesía Antonio Machado con 'Gracias por su visita' BAEZA (JAÉN)|EUROPA PRESS Etiquetas El escritor manchego José Luis Morales Robledo (1955-Ciudad Real) ha sido proclamado ganador del XX Premio Internacional de Poesía Antonio Machado, de Baeza (Jaén), por su obra 'Gracias por su visita'. Para esta edición se han presentado 178 originales, procedentes de una decena de países diferentes. Este galardón está dotado con un premio en metálico de 6.000 euros, la publicación del libro por la editorial Hiperión y un trofeo en bronce elaborado por la Escuela de Arte Gaspar Becerra de Baeza. La alcaldesa de Baeza, Dolores Marín, ha destacado que este premio es "una de la…